7 formas de relajarte después de los exámenes

relajacion examenes

Cada persona es un mundo y cada cual encuentra en diferentes lugares y momentos la relajación absoluta. No a todos nos sirven las mismas cosas, pero hoy vamos a daros algunas ideas para que cuando terminéis vuestros exámenes podáis desconectar y disfrutar de la sensación tan maravillosa que supone saber que has hecho un buen trabajo. Es la recompensa al esfuerzo en modo de paz…

1 – Regálate aquello que más te gusta y que no has podido hacer en este tiempo. Cada uno escogerá lo que prefiera, puede ser un masaje corporal, una sesión de manicura, una cena y sesión de cine fuera de casa, una noche de fiesta y locura…

2 – Diversión. En época de exámenes estás contraído, tenso, nervioso. Te ha dolido la cabeza y has pasado noches complicadas esperando al examen de turno. ¡Se acabó! Es el momento de divertirse, y la risa, el baile y el pasarlo bien van a ser una de las cosas que más consiga relajarte cuando termines tus exámenes ya que contribuirán a que alivies esos síntomas de estrés que has sufrido durante ese tiempo.

3 – Tiempo para ti. Hay personas que se relajan en compañía y otras que prefieren la soledad. Dedicarte un tiempo para ti, una tarde de lectura, una tarde de escuchar tu música favorita, sin móvil, sin tecnología, una maratón de capítulos de tu serie preferida, date un baño o, simplemente, túmbate en el sofá y no hagas nada.

4 – Pensar en positivo. Los pensamientos agradables también ayudan a combatir el estrés, ya que a tu mente llevarás imágenes muy relajantes que harán que tu corazón se calme y todo tu cuerpo sienta mucha paz y equilibrio. Debes acompañarlo con una correcta respiración, que siempre ayuda a acompasar los ritmos del cuerpo y a hacer que estemos mucho más serenos.

5 – Ríete mucho. Los expertos dicen que la risa es la mejor terapia para el estrés. Así que ya sabes, rodéate de esas personas que levantan tu humor, disfruta de esa serie que te hacer reír todo el rato y verás cómo sientes esa relajación que hace tiempo no tenías…

6 – Habla y comunícate. Si bien hemos dicho que habrá personas a quienes lo que más les relaje sea vivir un momento de soledad y silencio, hay a quien lo que más le calma es hablar y compartir inquietudes. Que los problemas en alto parecen menos problemas. Por eso si tienes nervios por tus exámenes, si no sabes qué hacer con tu futuro, busca a esa persona de confianza con la que sabes disfrutarás de una agradable conversación.

7 – La aromaterapia puede contribuir a alcanzar un estado de calma muy intenso. Algunos olores como el romero, el sándalo o la lavanda ayudan a que las hormonas del estrés vayan disminuyendo.

About This Author

Centro de formación personal y profesional. Formación a medida y práctica. Seminarios, formación para el empleo metodología presencial, distancia y online.

Post A Reply