7 razones por las que hacer prácticas en una empresa

practicas empresa

La teoría es necesaria y totalmente imprescindible en cualquier tipo de estudios. Pero también es fundamental poder tener la posibilidad de poner en práctica todo lo aprendido durante la formación académica correspondiente. Las prácticas te introducen en un entorno de trabajo real y se convierten en el comienzo de tu futuro profesional dentro del sector donde te has formado. Hoy repasamos las razones por las que las prácticas en empresa son importantes y los beneficios que éstas tienen.

 

  1. Desarrollo profesional. Una vez concluida tu fase como estudiante, llega el momento de desarrollarte en entornos de trabajo reales, en los que vas a introducirte para iniciarte como profesional. Esa primera aproximación al mundo de la empresa es un paso fundamental por el que todos debemos pasar.
  2. Tu currículum comienza a crecer. Si acabas de finalizar tus estudios tu currículum está empezando a forjarse, por lo que el haber realizado unas prácticas en una empresa del sector en el que quieres establecerte siempre te estará dando puntos de experiencia y conocimiento de cara a futuros procesos de selección.
  3. Trabajo en equipo. Las prácticas en empresa te enseñan a trabajar en equipo, con proyectos reales y compañeros con los que interactuar. Es el momento de absorber todo lo que las personas que te rodean pueden aportarte, y dar todo de ti mismo para, también, hacerte valer y demostrar que eres una persona con la que se puede contar y que sabe sacar adelante todo lo que se proponga. Aprenderás a estar en contacto con gente con la que tendrás que colaborar para alcanzar un éxito colectivo.
  4. Durante este periodo de prácticas harás tus primeros contactos. Nunca sabes las vueltas que dará tu vida laboral, por eso mantén siempre una buena relación con todo el mundo y, aunque esas prácticas no te lleven a tener un puesto en esa entidad, recuerda que todas las puertas que hayas abierto en ese proceso pueden ser valiosas cuando menos te lo esperes.
  5. Esta primera aproximación a un entorno de trabajo real te va a ayudar a descubrirte. No todos somos iguales cuando estudiamos o cuando trabajamos, por eso, con esta experiencia laboral serás capaz de identificar tus puntos fuertes y aquellos en los que tal vez debas incidir con más formación o algo de actitud extra. Es una etapa de autoconimiento muy beneficiosa a la que deberás sacar el máximo partido posible. El enfrentarte a problema reales y descubrir cómo solucionarlos es todo un aprendizaje de vida.
  6. Conocerás cómo funciona una empresa de verdad, desde dentro, cómo es la forma de trabajo y qué maneras existen de solventar las dificultades que puedan aparecer. Todo ello es experiencia y sabiduría que te llevas para ti para siempre…
  7. En el mejor de los casos, y no es descabellado que esto suceda, las prácticas en empresa se traducen en un contrato laboral. Porque si has demostrado tu valía y tu buen hacer y a la empresa le cuadras para un puesto de trabajo, van a apostar antes por ti, que ya te conocen y saben que lo haces bien, que por un desconocido al que no han observado en circunstancias reales dentro de la organización. Así que exprime al máximo toda esta aventura porque, quién sabe, tal vez estés encaminado hacia un futuro laboral prometedor.

En Atperson Formación concedemos gran importancia a la inserción laboral de nuestros alumnos; por este motivo, contamos con más de 400 convenios de prácticas con diferentes empresas del sector para distintas modalidades formativas como, por ejemplo, para el curso de Técnico Especialista en Dietética y Nutrición, el de Técnico Profesional en Cocina o el de Técnico Profesional en Diseño y Desarrollo Web. ¡Y muchos más!

About This Author

Centro de formación personal y profesional. Formación a medida y práctica. Seminarios, formación para el empleo metodología presencial, distancia y online.

5 Comments

You can post comments in this post.

Post A Reply