Elevator pitch, speed dating y otro conceptos sobre Marca Personal

Cuando empezaste a emprender, seguramente hubo dos palabras que más pronto que tarde llegaron a tu cabeza y se instalaron en ella: elevator pitch.

Reconozcámoslo, el concepto lo mola todo: un teórico viaje en ascensor en el que debes hablar con tu acompañante y no sólo resumirle qué hace tu empresa, sino también convencerle para que invierta en ella, compre sus servicios o hable de ella. Un tiempo teórico que suele oscilar los 30 segundos en los que normalmente te diriges a un inversor, pero también a un posible cliente, proveedor, usuario o periodista, entre otras muchas cosas.

Sin embargo, el elevator pitch es sólo un concepto que puede aplicarse a muchos formatos, y algunos de ellos son de lo más curiosos. Aquí van algunos ejemplos:

Audiencia ente inversores
Es el modelo que casi todos conocemos: el de los concursos de elevator pitch, todo ello en un mediano auditorio repleto de inversores a los que tendrás que convencer para que se rasquen el bolsillo e inviertan en tu compañía.

Aquí el tiempo suele ser algo más extenso, en torno a un minuto, pero no sólo tendrás que luchar con los inversores: también con el resto de startups que participen y pugnen contigo por una financiación que puede ser limitada.

Speed dating
Seguro que conoces el modelo de speed dating aplicado a las relaciones sentimentales: un grupo de personas a un lado, otro grupo a otro y un tiempo limitadísimo para que, entre todos, vayáis teniendo brevísimas citas (2-3 minutos) en las que tendrás que convencer a la otra persona de que serás el amor de su vida.

A día de hoy, este modelo entre emprendedores e inversores es más frecuente de lo que parece: lo verás, sobre todo, en pequeñas aceleradoras e incubadoras, sobre todo a pequeños niveles (autonómico, provincial o incluso local).

En un taxi
Va, empezamos con las ideas raras y molonas. Esta corresponde a Uber, que hace tiempo lanzó Uber Pitch, un formato en el que un emprendedor tendrá que convencer a su potencial inversor en lo que dura un trayecto en un coche de Uber. Tendrás más tiempo que en otros formatos, pero el inversor también tendrá más distracciones.

Si piensas que este formato sólo existe fuera de España, estás equivocado: en nuestro país ya lo hace Conector/NuclioVB.

Meet a media
Si ya tienes inversión (o no la necesitas), este formato te va a interesar, ya que no se trata de que hables con inversores, sino con periodistas.

Con un formato como el del speed dating, la iniciativa Meet A Media te trae una serie de ‘citas’ rápidas con profesionales de medios de comunicación que podrían estar interesados en publicar sobre ti. Pero tienes que darte prisa: sólo tiene dos minutos.

En España este formato ya existe: lo llevaron a cabo Becomewide y TechHub en el Campus de Google de Madrid.

About This Author

Post A Reply