¿Qué impuestos tiene que pagar una empresa?

blog impuestos

El Impuesto sobre Sociedades

El Impuesto por excelencia al que deben hacerse cargo las personas jurídicas es el Impuesto sobre Sociedades, que gravará los beneficios obtenidos a partir del resultado contable de la misma durante el año. Además, como ya habréis oído a partir de este año 2016 las Comunidad de Bienes con base mercantil deberán tributar también por este impuesto, ya que hasta este momento los ingresos de este tipo de entidades mercantiles no se conocían al cien por cien por la Agencia Tributaria al no existir un impuesto que gravara los beneficio de las mismas.

Tipos impositivos:

  • Tipo General: normalmente el tipo impositivo general para este impuesto era del 30% sobre el resultado contable después de aplicar los ajustes correspondientes, pero desde el año 2016 el tipo se ha reducido hasta el 25%.
  • Tipo Reducido: para todos aquellos emprendedores que deseen fundar una empresa de nueva creación, podrán aplicarse durante dos años el tipo del 15%. Este período de dos años se computará desde el en que la base imponible de la misma resulte positiva.

Estos dos tipos son los dos más importantes, y, con los más corrientes que os podéis encontrar a la hora de trabajar con el Impuesto de Sociedades.

  • Declaraciones que deben presentarse:

Como en el IRPF, se deben presentar una serie de modelos de manera trimestral y anual donde se refleja el importe que debemos ingresar al Tesoro Público en concepto de Impuesto sobre Sociedades.

  • Modelo 202: mediante este modelo se expresará a Hacienda los pagos fraccionados que deberán hacerse de manera trimestral, el mismo debe presentarse durante los meses de octubre, diciembre y abril del año.
  • Modelo 200: una vez se han presentado los pagos fraccionados, a final de año debemos realizar un resumen anual del impuesto de sociedades, que presentaremos en julio cuando el ejercicio coincida con el año natural. Deberemos presentar este modelo incluso cuando se ha tenido un ejercicio negativo o no se hayan obtenido rentas sujetas al Impuesto sobre Sociedad

 

El Impuesto sobre el valor añadido

Otros de los impuestos que deben hacer frente las empresas es el Impuesto sobre el Valor Añadido, mediante el cual se gravan:

  • Entregas y prestaciones de servicios realizadas por profesionales.
  • Adquisiciones intracomunitarias de bienes.
  • Importaciones de bienes.

¿Que entendemos como empresarios o profesionales?

Se consideran como empresarios o profesionales a aquellos que realicen actividades empresariales, y también las sociedades mercantiles, que es el caso que os estamos explicando y que nos interesa para este caso.

  • Tipos impositivos

Los tipos impositivos del IVA son los siguientes:

  • Tipo General: el tipo de IVA más frecuente es el 21%, de manera que es el que más van a conocer las empresas
  • Tipo Reducido: se trata de un tipo de IVA reducido al 10%, como por ejemplo el transporte de viajeros o equipajes o los servicios de hostelería, por lo que también es necesario tenerlo en cuenta.
  • Tipo Superreducido: se trata del IVA que debe aplicarse a productos de primera necesidad, siendo el mismo del 4%.
  • Declaraciones que deben presentarse
  • Modelo 303: al igual que hemos indicado en las declaraciones de IVA, también deben presentarse declaraciones trimestrales de este impuesto, como máximo hasta el día 20 de los meses de abril, julio y octubre, y el cuarto trimestre del 1 al 30 de enero del año siguiente.
  • Modelo 390: el modelo 390 es el resumen anual de todas las operaciones que se han realizado durante el año, de manera que recoge todas las operaciones que se han contabilizado en las previas declaraciones trimestrales, debiendo coincidir en los importes que se han expresado en las mismas.

Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas

Otra de las obligaciones tributarias con las que deben contar las empresas es el pago de las retenciones a sus trabajadores en concepto de IRPF. Es obligación de las sociedades y profesionales autónomos con trabajadores a su cargo, aplicar las correspondientes retenciones en sus nóminas que deberán ingresar en el Tesoro Público en concepto de pago a cuenta.

Impuesto sobre Actividades Económicas

Este impuesto no es tan conocido por todos nosotros, ya que tan solo deben hacerse cargo del mismo las empresas que tengan un volumen de negocios superior a un millón de euros. Aún así, es importante conocerlo, ya que, al no ser un impuesto corriente como lo son los que hemos nombrado en las líneas superiores, se nos puede pasar presentarlo.

Como podéis comprobar, las empresas en España tienen una fuerte carga fiscal, siendo esto motivo de que muchas trasladen sus sedes a países en vías de desarrollo, donde no tienen que hacer frente a los impuestos derivados de su beneficio, o de la carga impositiva de tener trabajadores a cargo. Es por este motivo que, a modo de reflexión, os planteo unas preguntas

About This Author

Centro de formación personal y profesional. Formación a medida y práctica. Seminarios, formación para el empleo metodología presencial, distancia y online.

1 Comment

You can post comments in this post.


  • Gracias por la información, hay que tener el sat y demás documentos en orden.

    Elena Garza 7 meses ago Reply


Post A Reply